La diarrea es la evacuación de heces líquidas frecuentes, causadas por bacterias (salmonella y otros), virus (rotavirus y otros) y parásitos, que se encuentran en los alimentos y en el agua.

El comportamiento de las diarreas para los primeros setenta días del año registra un incremento, según datos del boletín epidemiológico del Ministerio de Salud (semana 11 / del 10 al 16 de marzo 2019).

El promedio de casos semanal de enfermedad diarreica aguda es de 8,319 casos en base a totalidad acumulada del periodo (83,187 casos). Comparando la tasa acumulada a la semana 10 del año 2019 (1,270 casos x100mil/hab.) con el mismo período del año 2018 (873 casos x100mil/hab.), se evidencia un incremento en el riesgo (397 casos x100mil/hab.). 

La principal complicación es la deshidratación, y si se acompaña de vómitos hay que tener especial cuidado en niños pequeños y ancianos. Puede estar acompañada de fiebre, malestar general, dolor abdominal, falta de apetito y en algunos casos erupción cutánea.

Es importante consultar inmediatamente al médico si la persona está muy decaído, postrado, durmiendo excesivamente o con pocas respuestas a los estímulos. También si aparece sangre en las heces, si no tolera la rehidratación (líquidos de forma oral), y si no orina durante varias horas.

Prevención de la diarrea. Recomendaciones:

  • Lavarse las manos:
  • Antes de comer y preparar alimentos.
  • Después de cambiar el pañal.
  • Antes y después de ir al baño.
  • Cuando saque la basura.
  • Siempre que se lave las manos use agua y jabón.

 

La diarrea puede presentarse por:

  • Manipular alimentos con las manos sucias.
  • Consumir agua y alimentos contaminados.

 

¿Cómo prevenir la diarrea?

  • Tomar agua segura.
  • Tapar los alimentos y agua para beber.
  • Lavarse las manos con agua y jaón al momento de manipular o preparar los alimentos.
  • Desinfectar frutas y verduras.
  • Utilizar agua potable para cocinar los alimentos.
  • Consumir alimentos frescos y bien cocidos.

 

¡Recuerde!

  • Practicar medidas de higiene.
  • Acudir a la Unidad de Salud más cercana en caso de síntomas.
  • No automedicarse.

 

 

 

 

Fuente: Ministerio de Salud de El Salvador y Médicos de Farmacias Económicas.
Importante: En caso de duda consulte a un médico